Sunday, March 11, 2012

Consejos para comprar un piso barato en tiempos de crisis




La viviendas han bajado sus precios más de un 25% desde sus máximos de 2007. En teoría comprar un piso es hoy más asequible, aunque a la vez se han endurecido los requisitos de bancos y cajas para conceder un crédito.

Si estamos en condiciones de comprar casa, aunque los precios hayan caído, existen algunas claves para dar con el piso soñado, esto es, a buen precio. Desde Consumer apuntan ocho factores básicos para comprar una casa barata.

Manda el comprador
La coyuntura actual sitúa al comprador en una posición dominante respecto a la negociación. Contar hoy en día con liquidez para comprar permite negociar los precios a la baja.


Paciencia: comprar un piso es el desembolso más relevante de la vidaAsí se ofrece un importe menor, pero a cambio la compra se cierra antes. Los expertos aseguran que una negociación directa entre ambas partes, sin intermediarios, facilita descuentos en el precio de entre el 5% y el 20%.

Paciencia
La compra de la vivienda implica el desembolso más relevante de cuantos se llevan a cabo a lo largo de la vida.

Han de estudiarse los precios de inmuebles similares, de la zona donde se ubica la vivienda deseada, la financiación, los costes asociados a la compra y todas las características que influyan en la decisión.

Comprar en Internet
Comprar piso puede salir más barato si se hace desde promotores, portales de entidades, páginas web de anuncios. La oferta es casi infinita. Brinda ventajas, como un seguimiento sencillo y permanente de los precios, acceder a inmuebles de diferentes tipos y ubicaciones, así como a otros que mejor se adaptan a las necesidades particulares de cada interesado.

Hacer un seguimiento
Si se realiza un seguimiento de varios inmuebles, pueden encontrarse descuentos interesantes en el precio inicial, cuando las viviendas permanecen un largo periodo sin venderse.

Realizar una oferta a la baja, pero en un plazo concreto y en firme, permitirá un interesante descuento.

El stock de los bancos
España mantenía un stock de 818.000 viviendas nuevas pendientes de venta en septiembre de 2011, según un informe de Catalunya Caixa.

Las entidades financieras son ahora los mayores propietarios de inmuebles y buscan a toda costa sacarlos de sus balances. Pueden llegar a ofrecer descuentos de hasta el 60% o el 70% sobre el precio inicial.

Zonas deprimidas o viviendas a reparar
Ubicarse en una zona deprimida o más golpeada por las crisis hará que su precio disminuya, ya que la demanda sobre el piso será menor y las dificultades para darle salida se incrementarán.


Si el piso necesita reparaciones, el vendedor querrá una venta rápidaSi el inmueble precisa reparaciones, el vendedor querrá buscar una venta rápida, puesto que el deterioro aumentará y su valor menguará de manera progresiva.

Pagar en efectivo
Disponer de dinero en efectivo no solo aporta ventajas en el momento de negociar entre particulares. Ante un mismo precio de un piso, contar con ahorros para acometer la compra o tener que financiarla (siempre que el banco acceda) marcará una enorme diferencia en el coste final.

Viviendas de Protección Oficial
De promedio, una VPO es un 32% más barata que un piso libre, aunque en el máximo del "boom" llegó a costar casi la mitad. Sus compradores deben reunir unas condiciones en cuanto a titularidad de inmuebles o ingresos familiares.

A principios de año, el Gobierno aprobó mantener la cuantía del módulo básico estatal de la vivienda protegida en 758 euros por metro cuadrado de superficie útil.

No comments:

Post a Comment